Piramide_5N

El congresista estadounidense de origen cubano Mario Díaz-Balart dijo que el presidente Donald Trump hará un cambio “serio” de las políticas de Estados Unidos hacia Cuba de su predecesor, Barack Obama.

“Que no haya duda, estamos hablando de un cambio serio, un cambio real de la política de Estados Unidos”, aseguró en una entrevista con Martí Noticias.

Trump se propone anunciar el próximo viernes en Miami una serie de cambios en la política hacia Cuba que podrían endurecer las condiciones para el comercio y los viajes de estadounidenses a la isla, según han informado varios medios, pero que no ha sido confirmado por la Casa Blanca.

“Ya esto de ayudar a financiar los monopolios del régimen, ya eso se va a acabar, y también se va a acabar la actitud de que es aceptable el régimen de La Habana”, agregó.

Entre los cambios que se prevén está la prohibición a empresas estadounidenses de negociar con entidades vinculadas a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Cuba y la posibilidad de imponer más restricciones a los viajes de estadounidenses a la isla.

“El régimen ya lo sabe y se lo va a sentir de una forma mucho más directa muy pronto”, dijo Díaz-Balart, quien junto con el senador Marco Rubio buscan que Trump revierta las políticas de Obama como lo prometió en su campaña.

Los congresistas de origen cubano por Florida, entre ellos Díaz-Balart, Rubio e Ileana Ross-Lehtinen, han repudiado los acuerdos de Obama y Cuba al considerar que no han beneficiado al pueblo cubano sino al Gobierno de la isla y a los grandes negocios.

En julio de 2015 el presidente Obama restableció las relaciones diplomáticas con Cuba tras cincuenta años de ruptura, después de un proceso de acercamiento anunciado en diciembre de 2014 por ambos Gobiernos.

No obstante, persiste el embargo económico estadounidense a Cuba, que solo puede levantarlo el Congreso estadounidense o que termina si Cuba cumple la demandas de democracia y respeto a los derechos humanos, entre otras condiciones que exige la Ley de Ajuste Cubano.

Anuncios