Piramide_5N

 La primera ministra británica, la conservadora Theresa May, afirmó  que, si su partido ha ganado más escaños en las elecciones de ayer, le corresponderá darle al Reino Unido la estabilidad que necesita de cara al “brexit”.

Al mantener su escaño por la circunscripción de Maidenhead, en el sur de Inglaterra, May dio a entender que de los comicios generales del jueves puede salir un Parlamento “colgado”, sin que ningún partido saque la mayoría absoluta, de 326 escaños (de una Cámara de los Comunes formada por 650 asientos).

“Este país necesita un periodo de estabilidad. Si el Partido Conservador ha ganado la mayor cantidad de escaños y votos, le corresponderá asegurar esa estabilidad”, dijo la jefa del Gobierno.

El pasado 18 de abril, May convocó elecciones anticipadas con el objetivo, según explicó entonces, de aumentar su mayoría absoluta y tener un liderazgo fuerte en las negociaciones sobre el “brexit”, que deben empezar en principio el próximo día 19.

La líder “tory” resaltó que ya ha explicado que el “brexit” es una de sus prioridades a fin de lograr “lo mejor para el país”.

Según una proyección de la BBC, los conservadores estarían cerca de la mayoría absoluta al sacar 322 escaños, ocho más de lo estimado anoche tras la votación en las elecciones británicas.

De acuerdo con el sondeo a pie de urna emitido anoche por las emisoras BBC, ITV y Sky, los “tories” sacarían 314 escaños y los laboristas 266, pero la nueva proyección de la cadena pública mejora la posición del partido de la primera ministra británica.

En tanto, los laboristas de Jeremy Corbyn ganarían 261 escaños, cinco menos de lo estimado en la consulta de anoche.

En caso de no sumar los 326 escaños necesarios, los “tories” podrían contar con el apoyo de los diputados unionistas pro-británicos de Irlanda del Norte para formar Gobierno y sacar adelante el presupuesto del Estado y el programa electoral.

En el momento de la disolución del Parlamento en mayo, los “tories” tenían 330 escaños, frente a los 229 del Laborismo

Anuncios