Piramide_5N

 

El exgobernante ecuatoriano, Rafael Correa, acudió  a un hospital de Quito para someterse a un “chequeo general” pues en los últimos días tuvo problemas de salud relacionados con un resfrío, indicó  quien fuera su secretario en la Presidencia, Cristian Castillo.

Señaló que Correa tuvo 39 grados de temperatura el pasado lunes y hoy, tras entregar el poder a su correligionario Lenín Moreno, aprovechó que “es el primer día que tiene oportunidad” de hacerse revisar.

“Está chequeándose en el hospital de manera íntegra porque no ha podido ir al médico”, dijo Castillo al aclarar que aún no tienen un diagnóstico porque los médicos aún valoran la salud del expresidente, que gobernó Ecuador desde el 15 de enero de 2007 hasta hoy.

Castillo puntualizó que Correa presentó un “resfrío” en los últimos días.

Este miércoles, cientos de partidarios del oficialismo ecuatoriano estuvieron atentos a las afueras del Parlamento a la última aparición de Correa como mandatario ecuatoriano.

Sentados frente a una de las pantallas gigantes instaladas en los jardines de la Asamblea, siguieron en silencio y entristecidos la ceremonia de traspaso del poder.

“Te queremos, Rafael”, corearon en varias oportunidades junto con el esperanzador “volverá” de los más optimistas, que esperan que Correa se presente de nuevo como candidato para las presidenciales de 2021.

Anuncios