Piramide5N- Chile Carolina Goic

La Democracia Cristiana chilena decidió presentarse por su cuenta a las elecciones del próximo 19 de noviembre frente al resto de aspirantes a la presidencia de Chile, lo que supone una fractura en la coalición Nueva Mayoría, actualmente en el poder.

Después de una extensa jornada de debate en su junta nacional, la Democracia Cristiana (DC) decidió llevar a Carolina Goic como candidata presidencial a las elecciones generales, por 379 votos a favor y 223 en contra.

“Hoy quiero reafirmar mi convicción de ir a primera vuelta (…) No es un acto mesiánico, es el resultado de una decisión desapasionada, donde siento que pondré por delante el bien superior del partido”, dijo hoy Goic durante su discurso antes de la junta.

A pesar de que algunas figuras del partido pidieron participar en las primarias de la Nueva Mayoría, que se celebrarán el 2 de julio, el llamamiento de Goic fue escuchado por los militantes.

De esta forma, la senadora no competirá por ser la candidata de la Nueva Mayoría con Alejandro Guillier, la carta presidencial de los radicales y socialistas, integrados con la Democracía Cristiana en la actual coalición.

“Yo hago un llamado a la unidad de la centroizquierda, pero a una coalición distinta, más unitaria, más inclusiva, que logre construir un acuerdo parlamentario (…) Eso requiere de una Democracia Cristiana fortalecida”, sentenció la candidata.

Según algunos analistas, la decisión de la Democracia Cristiana podría representar el acta de defunción de la Nueva Mayoría, la coalición sucesora de la Concertación que surgió en 2013 para apoyar la candidatura presidencial de Michelle Bachelet.

A la dispersión de sus candidaturas presidenciales y legislativas se le suma también las rebeliones internas que han protagonizado muchos de sus parlamentarios en los últimos meses.

Asimismo, la decisión de la DC enrarecerá el clima político, lo que podría dificultar la tramitación parlamentaria de los proyectos de ley que la presidenta Bachelet aspira a aprobar en su último año de mandato.

Uno de los primeros en reaccionar a la votación fue el senador democristiano Ignacio Walker, para quien este resultado es “una gran noticia para Chile“.

Desde el Partido Radical (PR) lamentaron la decisión tomada este sábado por la junta nacional de la DC y aseguraron que representa el fin de la coalición de centro.

“Creo que con esto se está poniendo fin a un ciclo histórico, que fue muy importante para este país, que fue el entendimiento de la centroizquierda”, apuntó el líder del PR, Ernesto Velasco, en declaraciones a CNN Chile.

“Su responsabilidad frente a la historia tendrán que asumirla quienes han tomado esta decisión (…) Yo creo que hoy día la derecha debe estar muy contenta, Piñera debe estar muy contento, porque la división de la centroizquierda siembre beneficia a la derecha”, agregó.

El senador Jorge Pizarro, expresidente de la Democracia Cristiana, señaló que la decisión de la DC pone fin a la coalición de centroizquierda. “Con esto la Nueva Mayoría se acaba”, afirmó en declaraciones a los medios locales.

La retirada de la carrera presidencial del exmandatario Ricardo Lagos, quien no consiguió el apoyo del Partido Socialista, fue la chispa que encendió la posibilidad de que Carolina Goic se presentara directamente a la elección presidencial.

La definición electoral del partido demócrata cristiano se produce un día después de que la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, llamara a los sectores de centro e izquierda de su coalición a mantener la unidad.

“No hay progreso sin una sólida alianza entre el centro y la izquierda”, afirmó la mandataria durante la inauguración de la Conferencia Internacional sobre las Relaciones de la UE y América Latina.

Bachelet es militante del Partido Socialista y uno de los referentes de la izquierda latinoamericana.

Anuncios