Piramide_5N

 No hubo más suspense, los Spurs de San Antonio demostraron con el trío del alero Kawhi Leonard, el base francés Tony Parker y el ala-pívot LaMarcus Aldridge que son mejor equipo que los Grizzlies de Memphis a los que vencieron a domicilio 96-103 en el sexto partido de la eliminatoria de primera ronda de playoffs de la Conferencia Oeste.

La victoria permitió a los Spurs ganar también la serie (4-2) al mejor de siete y enfrentarse en las semifinales a sus vecinos tejanos de los Rockets de Houston, que también clasificaron después superar 4-1 a los Thunder de Oklahoma City.

El duelo entre los equipos tejanos comenzará a partir del próximo lunes con el primer partido que se jugará en el AT&T Center de San Antonio.

Leonard volvió a ser el líder del ataque balanceado de los Spurs al conseguir 27 puntos, incluidos los últimos tres desde la línea de personal que aseguraron la victoria del equipo de San Antonio.

El alero estrella de los Spurs anotó 8 de 19 tiros de campo, incluido un triple de cinco intentos, y 12 de 13 desde la línea de personal.

Leonard capturó nueve rebotes, seis fueron defensivos, dio cuatro asistencias, recuperó tres balones, perdió uno y cometió dos faltas personales.

Sin Leonard cumplió con las expectativas de líder encestador del equipo, Parker surgió con su mejor partido ofensivo de la fase final y los 27 tantos que aportó, incluidas las dos canastas que pusieron los parciales decisivos de 92-96 y 94-98 en los dos últimos minutos del partido hizo la gran diferencia.

Parker brilló con 11 canastas de 14 tiros de campo, incluido un triple de dos intentos, y estuvo perfecto (4-4) desde la línea de personal.

Aldridge surgió como el mejor hombre dentro de la pintura y en el juego interior al aportar doble-doble de 17 puntos y 12 rebotes, incluidos siete defensivos, y el último que capturó a falta de 37 segundos para el final tras el fallo de triple de Mike Conley que aseguró una posesión de balón que ayudó a asegurar la victoria.

El base australiano Patty Mills también respondió como sexto hombre al conseguir 10 puntos tras anotar

Esta vez el veterano pívot español Pau Gasol desapareció en todos los aspectos del juego al completar el peor partido de playoffs que ha disputado en la serie.

El mayor de los hermanos Gasol se fue sin anotación al fallar los seis de campo que hizo, incluido un intento de triple, capturó cuatro rebotes –tres defensivos–, dio una asistencia, perdió dos balones y cometió dos faltas personales en los 20 minutos que vio acción.

Mientras que el veterano escolta argentino Manu Ginóbili jugó también 17 minutos como reserva y aporto cuatro puntos, al encestar 1 de 2 tiros de campo, que fueron intentos de triples y acertó 1-1 desde la línea de personal.

Ginóbili capturó tres rebotes defensivos, perdió dos balones y le señalaron una falta personal.

El veterano escolta argentino protagonizó jugada de cuatro puntos a falta de 1:131 minutos del tercer periodo que permitió a los Spurs ponerse con la ventaja parcial de 73-69.

Los Spurs como equipos dominaron el juego interior con 46 rebotes por 28 de los Grizzlies, incluidos los 17 ofensivos que permitió al equipo de San Antonio anotar 17 puntos en la segunda oportunidad que tuvieron de tirar a canasta.

Los Spurs volvieron a batir por cuarta vez a los Grizzlies en los cinco enfrentamientos que han tenido en series de playoffs con solo una eliminación la que sufrieron en el 2011.

El base Mike Conley con 26 puntos volvió a ser el líder encestador de los Grizzlies al aportar 26 puntos, mientras que el resto de los cuatro titulares del equipo también concluyeron el partido con números de dos dígitos.

El pívot español Marc Gasol llegó a los 18 puntos que lo dejaron como segundo máximo encestador, mientras que el ala-pívot Zach Randolph logró doble-doble de 13 tantos y 11 rebotes, y el veterano escolta Vince Carter aportó 12 anotaciones.

El mediano de los hermanos Gasol, líder al concluir la primera parte con 11 puntos, y la ventaja para los Grizzlies por 50-45, disputó 45 minutos en los que anotó 5 de 12 tiros de campo, incluido un triple de dos intentos, y 7 de 8 desde la línea de personal.

Además capturó cinco rebotes –cuatro defensivos–, repartió seis asistencias –líder del equipo en esa faceta del juego–, perdió un balón y cometió cinco faltas personales.

Sin embargo, los Grizzlies dejaron en 3-10 los partidos en los que está en juego la eliminación de una serie, incluidas seis derrotas consecutivas.

De nuevo el partido estuvo igualado hasta el sonido final de la bocina con 16 empates en el marcador, incluidos cuatro en el último periodo, y nueve cambio de líder.

Los Spurs tomaron el control después que los Grizzlies se pusieron con ventaja de 88-81 tras completar Conley tres tiros libres y 6:29 minutos por jugarse.

A partir de ese momento, surgió la figura de Leonard que anotó ocho tantos consecutivos y los Spurs concluyeron el partido con racha de 22-8 que les aseguró la victoria y el pase por decimocuarta vez a las semifinales de la Conferencia Oeste en las últimas 17 temporadas que han llegado a la disputa de los playoffs.

Anuncios