Piramide_5N

El presidente de Bolivia, Evo Morales, viajó  a Nueva York para asistir a una sesión de las Naciones Unidas en la que se conmemorará el décimo aniversario de la Declaración sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.

El mandatario partió esta noche desde el hangar presidencial en el aeropuerto militar de la ciudad de El Alto, vecina de La Paz, confirmó la oficina de prensa de la Presidencia boliviana.

La de Morales será la principal intervención en el evento organizado por la Asamblea General de Naciones Unidas.

Tras participar en el acto, el mandatario, que es de la etnia aimara y gobierna Bolivia desde 2006, tiene previsto reunirse con diversos líderes indígenas “del continente y el mundo”, dijo a la radio estatal el canciller boliviano, Fernando Huanacuni, quien ya se encuentra en Nueva York.

En el evento, la ONU analizará los progresos logrados desde la adopción de la Declaración sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y los problemas que persisten para estas comunidades.

La cita tendrá lugar en el segundo día de la reunión anual del Foro Indígena de la ONU, que arrancó hoy en Nueva York y que se prolongará hasta el próximo 5 de mayo.

Huanacuni destacó que, para Bolivia, la declaración “es una práctica política”, ya que, según recordó, todos los derechos de los pueblos indígenas están reconocidos en la Constitución vigente en esa nación desde 2009.

Indicó que su país tiene la “responsabilidad” de seguir velando por el cumplimiento de estos derechos al haber sido “promotor” de la declaración y también “debe continuar dando los lineamientos para acciones futuras” en defensa de los pueblos indígenas.

Anuncios